Si en su empresa busca mejorar el rendimiento o desempeño de su almohadilla existen varias opciones que le ayudarán a cumplir sus objetivos de mejora. Ya sea que requiera un mayor rendimiento, mejor acabado o mayor velocidad de trabajo hay pequeñas y grandes variantes que puede implementar para lograr sus metas.

La almohadilla óptima para su proceso

Para confirmar que está utilizando la almohadilla adecuada para su aplicación es importante seguir los siguientes lineamientos:

1) Trate de utilizar la almohadilla más agresiva que le autorice su departamento de calidad: El tener un solo tipo de almohadilla le facilita la administración de sus inventarios pero no necesariamente le va a ayudar en el rendimiento de su almohadilla. Si utiliza una almohadilla fina para un trabajo más rudo, estará sacrificando la durabilidad de la misma.

2) Tome en cuenta el mineral del abrasivo que requiere: El mineral que tiene impregnada su almohadilla le ayudará a lograr sus metas de producción. El óxido de aluminio (OA) se utiliza en operaciones gruesas a medianas y el carburo de silicio (SC) en operaciones de acabados finos.

3) El color de la almohadilla NO le dice todo: La mayoría de los fabricantes tienen varios tipos de almohadilla con el mismo color (ocurre con la almohadilla marrón y la verde). Puede probar los diferentes tipos para ver cuál le funciona mejor.

Determine si la mejor opción es usar la almohadilla en operación manual

Existe una diversidad muy amplia de productos convertidos de almohadilla.

Si requiere un acabado en superficies muy grandes se recomendaría usar una esmeriladora o lijadora orbital.

Si busca dejar un rayado a lo largo de la pieza, quizá le convenga más usar la almohadilla en forma de banda, ya sea en lijadora de banda o herramienta neumática de llanta.

Si requiere trabajar áreas muy pequeñas se recomienda utilizar mini discos o mini bandas.

Para dar acabado satinado a herrajes, griferí­a y demás partes pequeñas se recomienda más utilizar ruedas flap brush.

Almohadillas extra-fuertes

Si desea simplemente que dure más la almohadilla que ya utiliza, algunos fabricantes ofrecen la misma versión en Extra-Fuerte (XS). Para estos productos, se les pone un recubrimiento que le da mayor rigidez estructural a la almohadilla logrando que tenga un mayor rendimiento.

Si tiene alguna duda respecto a los productos antes mencionados puede solicitar información en info@censaindustrial.com.

Call Now Button