Las fresadoras son máquinas herramientas que remueven metal de una pieza mediante un inserto giratorio que puede tener varios dientes y se denomina fresa. Existen varios tipos de fresadoras, entre ellas las fresadoras horizontales y las fresadoras verticales.

Dentro de las fresadoras horizontales, las más comunes son las de torreta, las planas y las universales. La diferencia entre una universal y una plana es que la primera tiene un soporte oscilante entre la mesa y el carro. Esto permite que la mesa pueda trabajar a 45° para operaciones de fresado angular y helicoidal. En general, todas las fresadoras horizontales tienen sus bases construidas en fundición, lo que las hace fuertes y rígidas. Deben ser adecuadamente abulonadas al suelo manteniendo una planitud adecuada, de lo contrario deberán usarse suplementos para evitar problemas de pata floja. Estas son las fresadoras cuya transmisión de potencia emplea engranajes, correas y poleas para mover el husillo (también llamado mandrino). Las fresas se montan en un soporte de árbol horizontal. Como estas fresadoras utilizan gran variedad de fresas, pueden usarse para hacer ranuras y gargantas, planos y agujeros de forma compleja, biseles, radios y secciones particulares. Además, algunas versiones de estas máquinas pueden fabricar engranajes helicoidales y cónicos, válvulas rotativas y cilíndricas, fresas de roscar y levas cilíndricas. Como ventaja destacable, las operaciones de fresado en esta familia de máquinas son bastante rápidas.

Fresadora Horizontal

Las fresadoras verticales se diferencian de las horizontales por la posición del cabezal del husillo que es vertical y el eje del husillo que es perpendicular a la mesa de trabajo. Tanto la base como la columna son íntegramente de fundición y el cabezal del husillo puede moverse de arriba hacia abajo y viceversa. Los cabezales pueden ser fijos u oscilantes. En estas fresadoras, las piezas a trabajar pueden moverse tanto en el plano vertical como en el horizontal. Estas máquinas son pesadas y se encarecen al aumentar de tamaño, y son las que generalmente se encuentran en la industria automotriz y pesada. Se usan para realizar matrices, levas, cavidades en moldes, entre otras formas complejas. También pueden usarse para fresar superficies, hacer ranuras cuadradas y circulares, agujerear y perforar. La velocidad de fresado suele ser más lenta que la de una fresadora horizontal.

Fresadora Vertical

De las dos grandes familias de fresadoras mencionadas, existen versiones tanto manuales como automatizadas asistidas por CAD/CAM. Estas últimas, si bien son las más modernas, resultan ser las de mayor costo a la hora de adquirirlas.

Si deseas recibir más información no dudes en contactarnos en info@censaindustrial.com

Call Now Button